El profeta (libro)

Este artículo trata sobre El Profeta. Para otros usos de este término, véase El Profeta (desambiguación).
El profeta
Información sobre la plantilla
ElProfeta.jpg
Impulsa al lector a cambiar su forma de vida basándose principalmente en llevarla de una forma equilibrada con respecto a la divinidad y la paz interior.
Título originalEl profeta
Autor(a)(es)(as)Yibrán Jalil Yibrán. Alias (Kahlil Gibrán)
GéneroNovela mística
Edición2014
Primera edición1923
PaísBandera de Líbano Líbano

El Profeta. Libro realizado por el filósofo, pintor y escritor libanés Gibran Jalil Gibran en 1923. Es un libro que se lee, se busca y se comenta persistentemente. ¿Qué hay en este breve libro que tanto llama la atención?. Misterio, puede ser una respuesta. Belleza, podría ser otra. Sin embargo, una parece esencial: un intento por airear temas que han ocupado la mente del hombre desde su salida de la caverna. Habla al alma de sus escuchas, habla de lo bello en ellos, cuando éstos, al entrar en comunión con las leyes que por naturales son universales, se armonizan. Actualmente tiene sucesivas y multitudinarias ediciones.

Almustafa, el protagonista de la obra, mantiene la postura que es su apuesta desde el amor. Hace recordar con ésta, la manera socrática, cuando, en el banquete, el sabio sugiere que: Loar (al Dios Eros, en ese caso) es elegir entre todas las verdades, por el Dios emanadas, las más bellas.

Por su propia elección, y como caminante, vive en soledad, silencio, escucha, reflexión. El caminante elige, región y gentes: las de Orfalase, para vivir su experiencia. Allí, inicialmente, sólo es aceptado, escuchado y por lo tanto, animado, por una mujer que hacía el oficio de sacerdotisa en el templo: Almitra. Misma quien escuchara, y pensativa se quedara, sus últimas palabras, antes de él partir hacia las tierras de su origen. El pueblo de Orfalase, no obstante su inicial rechazo al extraño caminante, poco a poco, va afectándose de una también extraña e insondable felicidad, lo que le hace intuir que el extranjero no sólo es extraño sino sabio, comienza, entonces, a atraerlo hacia sí, pero, el extraño se rehúsa a toda invitación, honor, protección. El extraño extranjero, sólo camina, escucha, reflexiona, y vive.

Al final de la estadía de Almustafa en Orfalase, al llegar el barco en que habría éste de irse, momento de su partida, el pueblo de Orfalase: reunido, desde todos los confines de su región, en la plaza, frente al templo y su sacerdotisa, pide, al ahora Maestro, que hable, que enseñe lo que ha descubierto, que les regale con lo que le ha sido develado para ellos transmitirlo a sus hijos y éstos a los suyos. Así se despide Almustafa, de Orfalase y de su vida en ella:

Sólo un momento, después de una breve calma en todos los vientos, otra mujer me dará nacimiento

.

Sinopsis

En su libro “El Profeta”, Gibrán Jalil Gibrán trata de impulsar al lector a cambiar su forma de vida basándose principalmente en llevarla de una forma equilibrada con respecto a la divinidad y la paz interior. Para Gibrán los obstáculos y vicisitudes del mundo son solo pruebas que permiten al hombre evolucionar y avanzar por el camino hacia la purificación, así nos demuestra que el mundo será mejor cuando los hombres sean capaces de acercarse y convivir.

Argumento

Ocho años antes de su muerte, en la que un profeta abandona el pueblo donde vivió y antes de irse las personas les piden que hable de ciertos temas, cada uno de los cuales forma un capítulo. Estos temas son: el amor, el matrimonio, los hijos, el dar, el comer y el beber, el trabajo, la alegría y el dolor, las casas, el vestir, el comprar y el vender, el crimen y el castigo, las leyes, la libertad, la razón, la pasión, el conocimiento, el enseñar, la amistad, el hablar, el tiempo, lo bueno y lo malo, la oración el placer, la belleza, la religión, y la muerte.

Por ejemplo, respecto a la alegría y el dolor dice: "Cuando estéis tristes, (...) veréis que estáis llorando, en verdad, por lo que fue vuestro deleite".

A pesar de que la obra está escrita a modo de diálogo simple entre el profeta y las personas del pueblo, las directivas que Gibrán pone en su boca invitan a reconsiderar los valores, conceptos, hábitos y costumbres de la sociedad, hacia una idea menos individualista, con un gran sentido de la empatía por todos los seres vivientes y una mayor relevancia de un estrato espiritual subyacente a todas las acciones humanas. Su inspiración es, probablemente, la sabiduría de los grandes maestros, como Jesús o Buda, las religiones orientales, y por sobre todo corrientes de espiritualidad marcadas por un gran sentido de lo místico, como el sufismo, sin perder semejanza a su vez con las creencias animistas de muchas sociedades tribales y cercanas a la naturaleza.

Características del texto

Es de esos libros que se dejan leer con frescura pero que han de leerse con detenimiento. En su reflexión acerca de la vida afirma una manera distinta de percibir todo cuanto rodea, preconizando el cese de las miserias y las desdichas en pos de una existencia plena y abarcadora. El poeta no desconoce la imperfección, pero se alza desde un cerro que inspira a seguir una senda edificante y esperanzadora. Hablar del amor, la amistad, el hogar, la alegría, los hijos, el dolor, en forma hermosa, de honda simplicidad y con una perspectiva dialógica y armonizante, que no limita los puntos de vista sino que estimula nuevas aproximaciones, resulta no solo una poesía agradable sino necesaria.

Capítulos

Gibrán nos plantea veintiséis grandes temas que separa por capítulos;

  1. Del amor
  2. Del matrimonio
  3. De los hijos
  4. De las dadivas
  5. De la comida y de la bebida
  6. Del trabajo
  7. De la alegría y de la tristeza
  8. De la casas
  9. De la vestimenta
  10. De la compra y de la venta
  11. Del crimen y del castigo
  12. De las leyes
  13. De la libertad
  14. De la razón y de la pasión
  15. Del dolor
  16. Del conocimiento de uno mismo
  17. De la enseñanza
  18. De la amistad
  19. De la conversación
  20. Del tiempo
  21. Del bien y del mal
  22. De la oración
  23. Del placer
  24. De la belleza
  25. De la religión
  26. De la muerte
Kahlil Gibrán, autor del libro

En cada capítulo se relata como llevar de una manera más positiva cada aspecto de la vida humana, con el fin de superar la mediocridad en que vive la sociedad y aprender a ser mas solidarios y empeñosos.

Datos del autor

Kahlil Gibran nació en 1883 en Bsarri, en el Líbano y falleció en Nueva York en 1931. Fue poeta, novelista, pintor y filósofo, uno de los mayores representantes del arte del mundo árabe, aunque muchas de sus obras fueron escritas en inglés, pues vivió más de veinte años en Estados Unidos de América. Escribió poesía y novelas críticas costumbristas, como "Espíritus rebeldes", de 1908. En 1911 publicó "Alas rotas", en lengua árabe. Sus obras han sido traducidas a varios idiomas. Y algunas ediciones de poesías se editaron con las ilustraciones realizadas por el autor.

Enlaces relacionados

Fuentes