Cristopher Guajardo

Revisión del 10:05 19 nov 2020 de Antonio inder.hol (discusión | contribuciones) (Fuentes.)
(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Cristopher Guajardo
Información sobre la plantilla
Cc,,jpeg.jpeg


Cristopher Guajardo. Atleta chileno, conocido principalmente por ser el guía del medallista paralímpico Cristian Valenzuela.

Síntesis biográfica

Trayectoria deportiva

A fines de 2010 asumió como guía del atleta paralímpico Cristian Valenzuela, a quien conoció por su entrenador, Ricardo Opazo. La primera participación de la dupla fue en el Campeonato Mundial de Atletismo 2011 de Christchurch Nueva Zelanda, donde lograron el primer lugar en maratón, 2 y el segundo lugar en los 10 mil metros, ambos en la categoría T-11.

En los Juegos Paralímpicos de Londres 2012, Valenzuela y Guajardo participaron en las carreras de maratón, 1500 m en la cual lograron el cuarto lugar y en los 5000 m, donde obtuvieron la primer medalla de oro paralímpica para Chile. En cuanto a su carrera individual, Guajardo participó en julio de 2013 en la Universiada 2013. En marzo de 2014 compitió en los Juegos Suramericanos de 2014.

Juegos Paralímpicos de Londres 2012

Cristopher Guajardo, estudiante de la carrera de Pedagogía en Educación Física, además de ser un destacado deportista en pruebas de fondo en atletismo, fue guía del atleta no vidente, Cristián Valenzuela, en los Juegos Paralímpicos de Londres 2012. Juntos ganaron la medalla de oro en 5000 metros planos.

Esta experiencia marcó la vida del deportista, quien señaló que “fue bastante complejo en un comienzo, porque desconocía lo que era ser guía de alguien con discapacidad visual, ya que debía “ser los ojos de Cristián”.

El Mundial Paralímpico de Nueva Zelanda 2011 fue su prueba de fuego. Allí obtuvieron las primeras medallas, adquirieron experiencia y conocieron sus verdaderas capacidades. Después de esto, se ilusionaron con llegar al podio en los Juegos Paralímpicos. Sin embargo, el camino no fue sencillo. Cristopher cuenta con emoción que “nos concentramos muy bien, nos sacrificamos bastante y trabajamos durísimo porque queríamos traer una alegría al país”. Estuvieron alrededor de un mes entrenando en España, país que “fue clave para saber el nivel en el que estábamos. Eso nos dio confianza”, cuenta el atleta.

Una vez en Londres decidieron jugarse todas sus cartas, “desde un comienzo salimos a atacar”, cuenta Cristopher, quien agrega que, “cuando estábamos en los 2000 metros planos, Cristián me preguntó cómo íbamos, yo le dije, vamos segundos” y antes de que el nerviosismo les jugara en contra, a los 4000 metros planos, lograron pasar a los canadienses que lideraban la prueba. “Ahí la gente comenzó a apoyarnos, parecíamos locales”, explicó. Con el público a su favor y una delegación chilena emocionada, consiguieron la medalla de oro para Chile. “Fue algo maravilloso, que no lo pensábamos. Si bien íbamos tras una medalla, jamás esperamos que fuera dorada”, recuerda emocionado el deportista.

Finalmente, confidencia que su principal motivación es su familia, “cada triunfo se lo dedico a mi hermano, que padece cáncer, a mi familia y especialmente a mi mamá, porque ella me entregó la educación que necesitaba. Ella supo sacarnos adelante”.

Fuentes.